Test de Denegación de Servicio (DoS)

El Test de DoS (Denial of Service) consiste en simular (de forma pactada y controlada) un Ataque de Denegación de Servicio para comprobar cómo respondería el sistema ante él

Servicio

Para comprobar el nivel de respuesta que el sistema es capaz de ofrecer se emplean las siguientes técnicas:

  • Test de estrés a las diferentes aplicaciones, sistemas y elementos de la Red.
  • Generación de un gran flujo de información

Objetivos

  • Comprobar el número de peticiones que el sistema es capaz de atender.
  • Comprobar cómo respondería el sistema ante un ataque de DoS/DDoS.
  • Reforzar la seguridad frente a ataques DoS/DDoS.

¿Por qué realizar un Test de Denegación de Servicio?

Se trata de un servicio de vital importancia ya que los  ataques de Denegación de Servicio (DoS) o de Denegación de Servicio Distribuido (DDoS, una variante del primero que se efectúa desde varios puntos de conexión mediante una botnet) son muy habituales. Y es que son relativamente sencillos de llevar a cabo y los resultados pueden ser enormes.

Para simular un Ataque de Denegación de Servicio se genera un gran flujo de información para ver si éste es capaz de dar respuesta o si, por el contrario, se produce una Denegación del Servicio (dejando a los usuarios legítimos sin acceso a determinados servicios o recursos).

Solicita presupuesto

Acepto la Claúsula de Privacidad.

captcha