Análisis de Impacto (BIA)

El Análisis de Impacto (también conocido como Business Impact Analysis, BIA) tiene por objeto analizar los impactos a los que la organización puede enfrentarse ante la discontinuidad de sus operaciones, así como las dependencias de las tecnologías y los sistemas de información corporativos

Objetivos

El BIA permitirá a su organización identificar para cada proceso o actividad:

  • Impacto que tendría la interrupción.
  • El período de tiempo máximo después de una interrupción dentro del cual tiene que continuarse la operación.
  • El nivel mínimo al que la actividad tiene que ser ejecutada cuando se recupera.
  • El periodo máximo de tiempo antes que los niveles normales de operación tengan que haberse recuperado.

Beneficios

iconoSe delimitan los procesos o actividades críticas dentro de la organización que afectan a nuestro negocio pudiendo descubrir actividades críticas que a priori no lo parecían.

iconoPermite identificar vulnerabilidades de una organización en materia de continuidad de negocio.

iconoEn caso de disponer de planes de recuperación permitirá verificar si estos cubren las necesidades del negocio.

iconoPropicia la implicación de un mayor número de áreas de la organización a la hora de implantar planes de continuidad, no solo al personal responsable de llevar a término este tipo de proyectos.

iconoReducción de costes ante posibles interrupciones del negocio.

iconoAporta información de gran valor a la hora de priorizar el desarrollo de otros proyectos en materia de continuidad de negocio.

iconoUn mayor conocimiento de los procesos de negocio, contribuirá favorablemente a la mejora de la competitividad y seguridad en el mercado.

iconoLa información obtenida en el desarrollo del BIA es una base fundamental para implantar estrategias de recuperación eficientes.

¿Por qué realizar un Análisis de Impacto?

Todas las empresas están expuestas a sufrir incidentes o eventos no deseados que pueden generar múltiples consecuencias negativas para una organización. Pueden, por ejemplo, paralizar la productividad, generar pérdidas económicas, crear una mala reputación empresarial o hacer que la organización pierda información sensible y confidencial.

 

Por tanto, tener identificadas las amenazas más evidentes a los que se enfrenta la organización y el impacto que tendrían en el que caso de que se materializaran es fundamental para minimizar los riesgos y actuar frente a ellos.

Solicita presupuesto

Acepto la Claúsula de Privacidad.

captcha

Últimas noticias

El teletrabajo en Áudea: una experiencia de ensayo y error contada por sus protagonistas

Áudea implantó el teletrabajo hace ya siete años, un sistema que sólo existe en el 27% de las empresas españolas El teletrabajo no termina de...
Leer más

Protección de datos y universidades

Una Universidad, aparte de ser un sujeto clave en la transferencia del conocimiento a la sociedad, es también un vivero de problemas respecto a la...
Leer más

Riesgos del uso de redes sociales

En un mundo cada vez más conectado, cada usuario utiliza una o varias redes sociales tanto en el ámbito personal como el profesional, en el presente...
Leer más

Big data y decisiones automatizadas

Las nuevas tecnologías están revolucionando la toma de decisiones en el mundo empresarial, un mundo que vive de la propia información para dicha...
Leer más

Malware, no todas las infecciones son virus

En los últimos meses se suele escuchar con frecuencia la palabra ransomware; sin embargo, no es el único malware que existe. ¿Conoces los tipos de...
Leer más

Indicadores de Compromiso en la gestión de riesgos

Cuando hablamos de gestión de riesgos, la prevención es la mejor estrategia para intentar evitar un impacto sobre nuestros activos.  Pero prevenir...
Leer más